La crisis del petróleo amenaza el mundo del surfing

La crisis del petróleo amenaza el mundo del surfing
Leo en el Washington Times un artículo sobre el aumento del precio del petróleo y sus consecuencias en el mundo del surfing en Estados Unidos.

Tablas más caras, descenso de las ventas, menos surfaris y menos viajes a la playa son las consecuencias más visibles de la crisis. ¿Se puede comparar la situación en Estados Unidos con la que vivimos en Europa?

A continuación os dejo la traducción del artículo.

Durante años, Chris Mauro se ha estado desviando cada mañana 16 kilómetros del camino a su trabajo para revisar el estado del mar y encontrar el mejor sitio donde surfear después del trabajo.

Pero ahora, con la gasolina llegando a 1,32 US$ por litro, Mauro ha abandonado su ritual diario en favor del ahorro.

Y no es el único.

El creciente precio del petróleo ha sido una pequeña dosis de realidad para muchos surfistas que siempre han pensado en este deporte como un refugio de la contracultura, protegida de las presiones de la corriente principal de América.

La industria depende de los productos derivados del petróleo para hacer sus tablas. Y los surfistas en busca de la ola más grande tienen que escarbar en sus bolsillos para llenar sus depósitos de combustibles o reservar vuelos a las mejores rompientes del mundo, incluidos remotos lugares como Sudáfrica o Tahití.

"Todos pensamos en el petróleo de nuestros coches, pero muy pocos de nosotros consideramos realmente el hecho que casi todos los productos tienen algún trozo derivado del petróleo, y con el surfing no hay diferencia," comenta Mauro, que ha visto como los precios de algunas tablas de surf se doblaban a los 750 US$ o más.

"El precio de una tabla de surf solía ser algo bastante asequible. Ahora, es como, uahu, tengo que pensármelo dos veces."

Hasta ahora, el surfing, la ropa y equipamiento, ha sido uno de las industrias del deporte que más rápido crecimiento ha tenido en Estados Unidos.

En el 2006, los minoristas independientes de la industria del surf habían obtenido 2.650 millones de dólares en ingresos y 2.460 millones de dólares dos años antes. Mientras tanto las ventas de tablas de surf en Estados Unidos saltaron de los 106 millones de dólares en el 2004 a loas 190 millones en el 2006, según la Surf Industry Manufacturers Association.

Todavía no hay cifras para la temporada 2007-2008, pero algunos fabricantes y distribuidores comentan que esperan que ese rápido crecimiento se haga mucho más lento después de ver como caían sus ventas un 30%.

La pequeña empresa está luchando con el aumento del precio de la resina de poliéster, un derivado del petróleo, que se usa para revestir las tablas de surf.

Algunos predicen que la dura situación económica pasará una factura más cara a los pequeños fabricantes de tablas de surf, el pilar de la industria del surf, que a las grandes marcas americanas como Channel Islands, Lost Enterprises, Dewey Weber Surfboards o Surftech.

Las pequeñas operaciones se ven acosadas por el creciente precio de la resina que se usa para recubrir las tablas de surf. También se encuentran con la anulación o el retraso de pedidos de distribuidores que esperan a que la crisis termine.

Peter St. Pierre, dueño de la marca Moonlight Glassing en San Marco, California, a visto como el coste de la resina aumentaba un 30% hasta los 1000 US$ por un bidón de 50 galones el año pasado, exprimiendo unos márgenes de beneficio ya bastante cortos.

"Si pudiéramos mantenernos sin pérdidas este año sería feliz" comenta St. Pierre, que recuerda una crisis similar durante la crisis del petróleo en los años 70.

"Es el precio que tienes que pagar por hacer algo que amas, trabajar con tus manos y ser capaz de salir e irte a hacer surf en vez de estar fichando en el trabajo todos los días," declara.

Mark Wooster, dueño de Wooster Surfboards en New Smyrna Beach, en Florida, ha visto como sus ventas al público han caido un 20% este año después de un descenso del 40% en años anteriores.

El mayorista de surf y skate Ron Jon no ha realizado ningún pedido de tablas de Wooster este año para sus tiendas de California debido al descenso en las ventas, comenta

Wooster, que produce cerca de las 1000 tablas en un buen año, está convencido que no puede aumentar los precios dado que la competencia de importadores en masa vende más barato.

El mercado de las tablas de surf se complicó hace tres años cuando desapareció Clark Foam, la empresa que durante décadas estuvo suministrando el 90% de las tablas de foam. En ese momento un gran número de empresas saltaron a cubrir el hueco dejado por este fabricante.

Mientras que la mayoría de empresas declaran un estancamiento en las ventas, incluso una pequeña disminución, el mayor productor del mundo, Surftech, ha aumentado sus ventas en 15% el año pasado, según comenta el Director ejecutivo Randy French.

Esta empresa con base en Santa Cruz, que produce en masa las tablas de surf en Tailandia, probablemente aumentará sus precios el próximo año para compensar el incremento en los precios de las materias primas y el transporte.

Muchos surfistas han estado cambiando sus hábitos, esperando poder sobrellevar la complicada situación económica.

Las reservas en Estados Unidos hacia exóticos destinos en Asia han disminuido un 30% mientras que los precios de los billetes han aumentado hasta los 2.500 US$ a lugares como Sumatra, declara Sean Dunlap, director de ventas de Wave Hunters, una agencia de San Diego especializada en viajes de surf.

Muchas compañías aéreas han añadido o aumentado en cientos de dólares el precio por llevar las tablas de surf.

Algunos surfistas usan la Internet para encontrar los mejores sitios para surfear en vez de estar conduciendo hasta encontrar el mejor lugar por sus propios medios.

Algunos portales de Internet con Webcams han visto como el número de usuarios aumentaba, declara Mike Matey, vicepresidente de marketing de Surfline.com.

Otros surfistas dicen que no van tanto a la playa, reduciendo sus viajes más largos o eliminando salidas cuando no están seguros que las condiciones del mar vayan a ser buenas.

Whare Heke, un surfista cuarentón de Seattle, ha recortado sus excursiones a la playa dado el coste de un viaje de 270 millas, ida y vuelta.

"Años anteriores íbamos mucho más a la playa" afirmaba.

El aumento de los precios del petróleo todavía no ha disuadido a algunos surfistas obsesivos de disfrutar de su deporte, caro o no.

Mientras el sol se pone sobre el afamado Trestles en un reciente día de verano, Alan Harrison, de 23 años, afirma mientras se quita el traje de surf que nunca escogerá el dinero sobre el surf.

"Si te gusta esto, no puedes cambiarlo por nada o nadie," dice Harrison, que gasta 40 US$ a la semana para llegar hasta Trestles desde su casa en el interior. "Incluso si la gasolina llegase a los 10 US$ por galón, seguiría viniendo. Encontraría la manera. Es una adicción."

Más información:

- Surfers, board builders set to ride out surging oil prices [The Washington Times (Estados Unidos)] [09/07/08]

Artículos relacionados

7 comentarios

Escribe un comentario
9 de julio de 2008, 10:30 borrar

Ya querrian pasar estas crisis nuestros abuelos...

Un saludo!

Responder
avatar
el nota
9 de julio de 2008, 11:43 borrar

Esto no tan solo una crisis.

http://www.columbia.edu/~xs23/catala/articles/2008/Tormenta_Perfecta/Tormenta_Perfecta.htm


Agarrense los pantalones.
De todos modos, no todo lo que trajo el dinero fue bueno. Puede que esto traiga algo de la paz que se habia perdido en el agua. Yo por mi parte segire surfeando de la manera que pueda.

Saludos!

Responder
avatar
Anónimo
9 de julio de 2008, 19:28 borrar

Hola,

No se como he dado con este enlace

http://surfeconomics.blogspot.com/2008_07_01_archive.html

pero como dice el surfista en cuestion, no importa cuanto cueste el petroleo el surf para muchos es una adiccion y hay que darle de comer al monstruito cada vez que se lo pide el cuerpo.

Hablando de economia surfista, abajo ese mismo enlace tiene un apunte sobre olas y dinero, y dice que Mundaka en el 2005 perdio un 50% de ingresos cuando la ola no funcionaba.

Saludos.

Jeffer.

Responder
avatar
BaTuSaO
9 de julio de 2008, 22:23 borrar

Mi aporte economico...Solo el 40% de un barril de petroleo se utiliza para la produccón de combustible, el otro 60% se utiliza para mnaufactura y otros productos.

Ahora mismo llevas algo que tiene algun derivado del petroleo.

Da que pensar, eh?

Boas OndaS

Responder
avatar
jon
23 de septiembre de 2008, 19:48 borrar

Lo que esta claro, que hace una decada ,los surfaris eran a galicia y te comentaban que los Japones, pagaban medio kilo por una semana de surf, en no se que isla ,y flipabamos. Pues ahora los japos somos nosotros, que la peña se funde 3000 eu en una semanita en un barco.................
Y llego la crisis o mejor dicho se acabo el bussines de la especulacion y de "compraras y venderas pero no fabricaras" dicho judio
dieron las doce y de nuevo calabaza a pagar el audi el piso de x kilos el credito y las vacaciones .Aquel que en el 97 tenia una cuatro latas

Responder
avatar
23 de septiembre de 2008, 19:55 borrar

Pués ahora se vuelven a los surfaris por Galicia y se dejan las Maldivas para otro año.
A ver si así aprendemos a apreciar lo que tenemos en casa, dejamos de consumir tanto y simplificamos un poco nuestras vidas.

Un saludo,

PD: Jon, gracias por leer y comentar articulos atrasados.

Responder
avatar
Anónimo
23 de septiembre de 2008, 22:06 borrar

Pues regulacion del mercado es lo que toca! A buscar compis para compartir coche, mudarse cerca de la playa, buscar materiales alternativos para surfear como el canhamo o productos reciclados, trajes sin derivados del petroleo como el que ha sacado patagonia(aunque creo que vale una pasta!), etc, etc, etc...no acaba de ser del todo malo el asunto: nuestra pretendida "contracultura" esta entre algunas de las actividades deportivas mas contaminantes que se me ocurren...asi que menos motos de agua y menos "quiero surfear dos veces a la semana pero vivo en la sierra" y otras conductas contraecologicas(eso si me parece que somos) en las que solemos insistir y mas volver a la esencia: mi casa, mis piernas, una ola y algo que flote.
Ah! y lo de los surfaris si tal os quedais en asturias, eh? jeje

Responder
avatar

Anímate a participar en Surf 30, pero siempre con respeto.

No se aceptarán comentarios insultantes, difamatorios, contrarios a las leyes o que tengan contenido racista, homófobo o discriminatorio por razón de nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad.

Se eliminarán aquellos comentarios que estén claramente fuera del tema de discusión, que sean publicados varias veces de manera repetitiva (spam) o que incluyan enlaces publicitarios.