Colores para evitar los picos abarrotados

picos abarrotados
El Ayuntamiento de Gold Coast, consciente que la masificación de las aguas del municipio está generando multitud de accidentes y altercados, está preparando un sistema para catalogar las olas según su dificultad.

Al igual que se hace en las estaciones de esquí, los colores indicarían el nivel de dificulta de cada pico. "Estamos halando de la forma de educar a la gente acerca de las condiciones en el mar", ha dicho el concejal Greg Betts. "Estamos hablando de las diferentes opciones para dispersar a las masas alrededor de la costa y tratar de señalar mejor a la gente sobre dónde debería surfear según sus aptitudes".

Una de las opciones planteadas en la reunión fue la adopción de un esquema similar a las pistas de nieve con códigos de color, que cambiarían en función de la dificultad del pico y de las condiciones del mar.

"Cuando vas a la nieve puedes optar por ir a una pista negra, una azul, roja, etc., y la idea es hacer lo mismo cuando vas a surfear. La idea es poner colores para que las personas sepan qué olas son más peligrosas o difíciles y cuales más fáciles".

Esta sencilla idea tiene apoyos en el ayuntamiento, pero también algunos detractores.

Andrew McKinnon, recientemente nombrado presidente del Gold Coast World Surfing Reserve ha comentado que no sabe hasta qué punto puede ser efectivo. "En términos de advertencia y de educar a la gente sobre los picos y las condiciones en el mar no es una mala idea, pero de todas formas no se lo efectiva que puede ser. Y luego habrá que ver cuanta gente realmente lo entiende, o capta el mensaje desde el corazón, y actúa en consecuencia".

Artículos relacionados

23 comentarios

Escribe un comentario
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 14:59 borrar

Asimismo con los colores etiquetar el nivel de agresividad de los locales de cada playa:verde agresividad verbal,rojo manotazos al agua,y negro practican wing chun y tienen ficha policial

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 15:12 borrar

La foto es acojonante pero está trucada...:)

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 16:01 borrar

yo he llegado a un punto de estres, que cada ves que voy a surfear tengo movida con 2 0 3, se me estan quitando hasta las ganas de seguir surfeando solo por no discutir y lo peor acabar agarrado, no se por la peninsula pero aqui en canarias se esta llenando de SUP y encima irresponsables..

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 16:49 borrar

Madre mia la has clavado.
Mejor no podias haberlo dicho.

+10000000000

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 19:11 borrar

Y lo siguiente será cobrar por el servicio de "etiquetado de olas" a los que quieran entrar al agua...

Hace unos días en mi playa habitual (que está cerca de la ciudad y con aquellas condiciones es prácticamente la única opción en muchos kms a la redonda) había tanta gente en el agua que salí estresadísimo, cuando debería ser al revés.

Lo que debería ser un remanso de paz a veces se convierte en una jauría de hienas, y no parece que vaya a mejorar...

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 19:15 borrar

El tema de los SUP si que es digno de que la comunidad surfera se lo plantee e intente establecer unas normas. La primera es prohibido meterte al pico con un SUP si nunca has cogido una ola con una tabla normal. No respetan turnos, no respetan preferencias, inventan normas, son peligrosos, vienen de otros deportes con mucha menos carga de necesidad de compartir....

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 21:45 borrar

Buenoooooooo como esta el surf ... o lo que queda de lo que en su dia se llamo surf. Su propio exito acabo con el. R.I.P. Por suerte yo empeze en el 82 y llegue a conocerle y disfrutar con el en paz y armonia, me he jartado a darme buenos baños absolutamente solo, y en pleno verano, sin madrugones entrando en el agua casi de noche con 3 grados ambiente y 11 en el agua, ahora con asomarme a esos mismos picos y verlos en el estado actual de petados ni me lo pienso ... a otra cosa que esto es el fin de algo que se llamaba surf.

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 21:54 borrar

En donde yo solía surfear, estuvimos unos 15 años surfeando casi el mismo número de personas, unos lo dejaban y otros llegaban, mas o menos había espacio para todos, pero desde que están las escuelas.....que flaco favor le hizo al surf y a la tranquilidad de la comunidad!!!!

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 22:13 borrar

Sigo sin ver la relación entre etiquetar las olas por colores según su dificultad y los picos abarrotados.

Responder
avatar
Anónimo
10 de noviembre de 2015, 23:45 borrar

que poco tolerantes sois por dios, el mar es de todos y todo el mundo tiene derecho a surfear, hacer yoga para desestresaros o algo similar, unas tilitas antes de entrar al agua van bien

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 0:05 borrar

Has dado en el clavo, las escuelas son gran parte del problema, no nos equivoquemos, están para hacer pasta y unos pocos vivan bien, a los surfistas no nos interesa fomentar las bondades de este deporte para que todo el mundo lo practique y masifique los picos, somos egoístas y el que diga lo contrario o no lleva mucho en el mundillo o es un meque...fe, antes podias animar a algún amiguete o familiar, y al final las gallinas que entran por las que salen, pero eso de todas las semanas 10 cursillistas, por decir un numero, por semana, no hay playa que pueda absorberlo, vale, que si, que todo el mundo tiene derecho y tal, pero si no fueran por las escuelas este deporte quizás fuera menos accesible, ya solo la gente que nos ahorraríamos con el gesto de, cariii, te he regalado un curso de surfing, es lo que hay, paz

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 1:02 borrar

Los SUPers son lo peor... malditos barrenderos.

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 6:56 borrar

Tipica respuesta de "antes si que molaba", que siiii, que muy bien, pero oye, y si empezais a vivir en el presente de una vez por todas??

Por cierto, hace dos semanas, en una playa bien conocida de Gipuzkoa, fin de semana, 10:30, sol, derecha cojonuda y yo y otro en el agua. Luego entraron unos 30, si, pero una hora y pico solos. Los dias de labor es aun mas facil surfear entre amigos. Tampoco es para tanto....

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 8:44 borrar

tienes razón, los propietarios de las escuelas deberían pensar el gran daño que están haciendo al surf, sacando pasta a pobres incautos por prácticamente no aprender nada y fastidiando el baño a mucha gente. Hay que regular el tema de las escuelas urgentemente, me hace mucha gracia cuanto jeta supersurfer se dedica a petar las playas con su legión de supuestos alumnos.........buenas olas !

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 10:48 borrar

Los que regentan las escuelas en verano por uribekosta y giputxilandia tienden a ser además los pelmas en invierno viniendo como hordas a mundaka, muchas veces con sus alumnos más guays y empieza la disputa de a ver quién la tiene más larga. parece que vienen entrenados para remar cualquier ola en la que vayas. Quizá es lo que les enseñan

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 11:04 borrar

El problema está en que todos queremos surfear lo máximo posible y en el mejor pico. Las escuelas hacen su trabajo, pero tambien la publicidad, la tele, internet, éste blog mismamente, y tú cuando comentas tu última sesión en el bar de la esquina.
Además, no olvidemos que en los 90, había peores carreteras, menos coches... Ahora hasta el mas tonto hace relojes de madera y se mueve 100km en su furgo, tras recibir varios wasap de como anda la cosa, mirar magicseaweed, y otear la webcam.
No queda otra que adaptarse.

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 12:14 borrar

"las esculeas hacen su trabajo"...es verdad, petar las playas!! Hay que regular las escuelas de surf urgentemente!!!! horarios, monitor por alumnos, hay que hacerlas sostenibles, hoy por hoy son un sacapasta haciendo uso del espacio público y engañando a sus clientes.

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 12:25 borrar

Debemos empezar a establecer ya mismo un sistema de castas en nuestras playas para solucionar este problema de masificación. En la sociedad india ya llevan siglos aplicándolo y mirad lo bien que les va.

Se podría empezar por dar preferencia en el pico a los surfers que lleven más pegatinas en sus tablas o un neopreno de una temporada más actual, tambien tendrá preferencia el que muestre una actitud más arrogante hacia los demás al llegar al pico. Algo así sería lo más justo sobretodo en olas como Mundaka en la que los días buenos se peta de gente.
Otra solución podría ser compartir 2 o 3 surfistas el mismo tubo los días que esta más hueca la ola para así optimizar, no se, son soluciones que se me van ocurriendo, pero seguro que entre todos encontramos alguna solución. Si se os ocurre algo mejor podeis ir exploniendolo y así compartimos ideas entre todos.

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 13:00 borrar

Mejor explicado imposible!!! Las escuelas tal como están planteadas en la actualidad están destrozando el surf en beneficio económico de unos pocos.......nadie dice q no existan, pero de una forma mínimamente reglada.

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 13:02 borrar

Castas, que va tío, el mar es de todos o no? y el surf es superchachimegaguay de la muerte

Responder
avatar
Anónimo
11 de noviembre de 2015, 13:11 borrar

La solución está en poder tener o no tener hijos como elección mutua privada de la pareja sin robar a la sociedad, entonces el aborto dejaría de verse como un problema sino como una solución

Responder
avatar

Anímate a participar en Surf 30, pero siempre con respeto.

No se aceptarán comentarios insultantes, difamatorios, contrarios a las leyes o que tengan contenido racista, homófobo o discriminatorio por razón de nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad.

Se eliminarán aquellos comentarios que estén claramente fuera del tema de discusión, que sean publicados varias veces de manera repetitiva (spam) o que incluyan enlaces publicitarios.